Nueva ley «Devuélveme mi casa» entra en vigencia

El 30 de junio finalmente se publicó en el Diario Oficial la ley 21.461 llamada «Devuélveme mi casa» que modifica la ley de arrendamiento de predios urbanos 18.101 y promete agilizar y simplificar y acortar los juicios de restitución de las propiedades arrendadas u ilegalmente ocupadas.¿Qué novedades introduce la nueva ley? Queremos mirarla de cerca para explicarte los cambios que trae esta nueva normativa.

Restitución inmediata de una propiedad arrendada que sufrió graves daños o quedó inutilizada

En el juicios de término del contrato de arriendo de propiedades que quedaron destruidas parcialmente o en caso de que quedaron inutilizables, el demandante (arrendador) puede solicitar al Tribunal una medida precautoria de su restitución inmediata. Es decir, antes la la sentencia, al inicio de la tramitación de la demanda el tribunal puede ordenar la devolución de la propiedad arrendada a su dueño.

Procedimiento monitorio

En el caso de juicios de cobro de rentas de arriendo adeudadas y la restitución de propiedad, se podrá aplicar el procedimiento monitorio. Para poder acogerse a ese procedimiento, será necesario acompañar antecedentes escritos que dan cuenta del arriendo y de la deuda. A partir de ahora, va a ser muy importante siempre firmar un contrato de arriendo, para efectos de este procedimiento no valdrán acuerdos orales.

Una vez presentada la demanda, el juez ordenará pagar la deuda al arrendatario dentro de 10 días. Si este lo hace, el procedimiento termina ahí. Si no lo hace, dentro de 10 días desde que esta resolución sea ejecutoriada (es decir no hay ningún recurso disponible que podría objetar la decisión).el juez ordenará lanzamiento del arrendatario y condenará a pagarlo lo adeudado. Dentro de este plazo de 10 días el demandado (arrendatario) podrá o pagar la deuda y abandonar la propiedad o presentar oposición si tiene algún fundamento plausible. Si deduce la oposición, entonces juez ordenará tramitar el juicio declarativo de acuerdo a la normativa antigua

Juicio de precario

Los juicios de precario son procedimiento dirigidos contra ocupantes de una propiedad que no tienen ningún título para ocuparla (comúnmente llamados okupas). La nueva ley 21.461 establece que el procedimiento monitorio también se aplicará a este tipo de casos, que debería agilizar los procesos de recuperación de las propiedades ilegalmente ocupadas.

En resumen, la nueva ley «Devuélveme mi casa» busca facilitar los procesos que suelen ser largos y tediosos. Esperemos que cumpla su objetivo y permitirá a muchas familias recuperar las propiedades retenidas por arrendatarios incumplidores o okupas ilegales. Para más detalles sobre la ley puedes consultar su texto publicado en el Diario Oficial. Si tienes cualquier duda relacionado con este u otro tema legal contáctanos.

Deja un comentario

Abrir chat